Los deportes de alta intensidad como el crossfit también son posibles con diabetes. Si quieres saber cómo, sigue leyendo.

El ejercicio físico es fundamental entre los pacientes con diabetes, especialmente aquel que afecta en menor medida a los niveles de glucemia, como pueden ser los ejercicios aeróbicos. Sin embargo, si a ti lo que te gusta es la alta intensidad y quieres saber cómo puedes hacer crossfit con diabetes, este artículo es para ti.

¿Se puede hacer crossfit con diabetes? ¡Claro que sí!

crossfit-con-diabetes-crossfit-with-diabetes

El crossfit es un deporte basado en ejercicios funcionales que se realizan a alta intensidad en periodos cortos de tiempo. Además, cuenta con fusión de diferentes disciplinas como por ejemplo el atletismo, la gimnasia o la halterofilia, por lo que cada día de entrenamiento es diferente.

Esto, visto desde los ojos de una persona con diabetes, puede parecer una tragedia asegurada. Al tratarse de actividades de alta intensidad, los niveles de glucemia pueden descontrolarse e incluso hacer que aumenten, provocando hiperglucemias. Además, la mezcla de disciplinas puede dar miedo a primera vista, pero no tiene porqué darlo en realidad.

Mientras los ejercicios se hagan bajo control continuado de la glucemia, con el acompañamiento de un profesional y regulando tu insulina e ingesta de comida, el crossfit es uno de esos deportes que entrenará tu cuerpo completo en sesiones de máximo 20 minutos y que te ayudará a controlar tus niveles de glucemia y tu peso.

Consejos para hacer crossfit con diabetes

crossfit-con-diabetes-crossfit-with-diabetes

Si quieres hacer crossfit con diabetes, a continuación tienes una serie de consejos que te pueden ser de gran utilidad.

Apóyate en tu médico

Si quieres comenzar a practicar este deporte, el primer paso es hablar con tu médico. El te ayudará a establecer una dieta y a regular tu medicación para poder entrenar con el mínimo riesgo posible.

Comienza progresivamente

El crossfit tiene como gran ventaja que se adapta a cualquier tipo de forma física, lo que te permite empezar adecuando la actividad a tu capacidad física e ir aumentando a medida que tu cuerpo se vaya adaptando a los esfuerzos. Además, esto también te dará margen para ir conociendo cómo reacciona tu cuerpo ante esta clase de ejercicios e ir adecuando tanto la medicación como la comida.

Si vas a competir, tenlo en cuenta

Es importante que recuerdes que otros aspectos como el estrés o la emoción pueden afectar a tus niveles de glucemia. Daniel Cázarez, crossfittero con diabetes, ha participado en varias competencia de esta disciplina y admite que su primera competencia fue un desastre justamente por eso. Por ello, es importante que, si vas a competir, ajustes tu medicación a las posibles variaciones que puedas sufrir por la emoción o la adrenalina.

Mide los niveles de glucemia antes y después de entrenar

Para poder comenzar a entrenar, tus niveles de glucemia deben encontrarse entre 90 y 250 mg/dl. Si están por debajo o por encima de estas cantidades, no es recomendable entrenar. Al tratarse de un deporte de alta intensidad, hacer crossfit con diabetes también puede seguir alterando tus niveles de glucemia hasta 24 horas después de entrenar.

Por ello, es recomendable que mantengas un control sobre los niveles de glucemia después de entrenar ante posibles hiperglucemias debido al sobreesfuerzo. Puedes ayudarte para ello con asistentes virtuales como Cori, que te ayudarán a conocer rápidamente y de manera visual en qué niveles se encuentra tu glucosa antes y después de entrenar.


Lo hacemos fácil
Recupera el control de tu diabetes


No te olvides de avisar a tu entrenador

Si vas a hacer crossfit en un gimnasio, que tu entrenador esté al tanto de que tienes diabetes es muy importante. De esta manera no tendrás que preocuparte por parar si no te encuentras bien o por comer en medio de las sesiones.

3 ejercicios sencillos para empezar en el crossfit si tienes diabetes

crossfit-con-diabetes-crossfit-with-diabetes

Como se ha mencionado antes, el crossfit es un deporte en el que todo el mundo hace los mismos ejercicios pero con la intensidad adaptada a su forma física. Si acabas de empezar, aquí te van 3 maneras de hacer los ejercicios de forma sencilla:

  • Ejercicios de fuerza de poco peso: Es importante que comiences dentro de sus posibilidades por lo que escoge un peso que creas que puedes levantar y parte de ahí.
  • Sentadillas y flexiones al máximo: Durante los primeros días, para comprobar tu estado físico, puedes hacer durante 15 minutos todas las sentadillas y flexiones que puedas. Esto te ayudará a saber de qué punto vas a partir.
  • Resistencia: Además, para comprobar tu resistencia, puedes correr durante 3 minutos seguidos y caminar durante uno. Esto vas a repetirlo 4 veces.

Si te ha gustado este artículo sobre crossfit con diabetes y quieres saber más sobre cómo hacer deporte con diabetes, no puedes perderte el blog. ni nuestras redes sociales: Instagram, Twitter, FacebookLinkedIn.